Artículos

INFORME ELECCIONES AL PARLAMENTO EUROPEO 2024

Los resultados de las elecciones han dejado un Parlamento Europeo que vira hacia la derecha como consecuencia del crecimiento de la ultraderecha en países como Francia y Alemania. Sin embargo, aunque debilitada, la mayoría pro-europea se mantiene: en 2019 tenía 444 de 751  europarlamentarios, en estas elecciones obtiene 401 representantes de  751. Se trata de una mayoría cómoda (361), si bien los dos grupos de ultraderecha (ERC e ID) suman 131 europarlamentarios que si fuesen unidos serían la tercera fuerza política de la Eurocámara.

El grupo de los populares europeos es el partido más votado con prácticamente 1 de cada 4 escaños; los socialistas descienden, pero mantienen la segunda posición y los liberales pese a su fuerte caída,  consiguen mantener un tercer puesto con el que seguirán siendo determinantes para la suma de una mayoría parlamentaria pro-europea. La familia verde queda debilitada por la caída en Alemania y Francia. Estos resultados anticipan, por un lado, una geometría variable que tensionará las relaciones y fomentará las deslealtades dentro de las fuerzas políticas, y por otro lado, la más que probable continuidad de Ursula Von der Layen como presidenta de la Comisión Europea. 

Analizamos los resultados de las elecciones europeas, cuáles son las principales preocupaciones de la ciudadanía y las prioridades por países que deberán acometer las principales instituciones europeas – Parlamento Europeo, Comisión Europea, Consejo Europeo –. Examinamos el escenario que se vislumbra para la elección de la persona que ocupará la presidencia de la Comisión Europea y el futuro Colegio de Comisarios: nuevos liderazgos, nuevas caras y personas con trayectorias consolidadas que caracterizarán la política europea durante los próximos cinco años.

La agenda Europea

Al inicio de la anterior legislatura europea los asuntos climáticos ocupaban una parte importante de la agenda política. Sin embargo, la pandemia del Covid-19 y la irrupción de la guerra de Ucrania han alterado por completo las prioridades del continente en los últimos años. El Eurobarómetro de abril indica que, para la ciudadanía europea, la defensa y la seguridad deberían ser la prioridad de la UE esta legislatura. Así, el contexto de guerra se ha instalado con fuerza en la sociedad europea, impulsado por la invasión rusa de Ucrania y por la situación de inestabilidad en Oriente Medio.

 

Además de la defensa, los europeos y europeas indican que la seguridad alimentaria y las cuestiones energéticas deberían de ser prioridades políticas. Las protestas del sector agrícola en distintos países pueden haber puesto en el centro de la agenda la cuestión alimentaria. Trabajadores y trabajadoras del primer sector han protestado por la competencia desleal que sufren a consecuencia de las estrictas normas sanitarias que desde la UE se les imponen a sus productos mientras compiten con mercados globales desregulados. Por otro lado, la guerra de Ucrania ha puesto en evidencia la dependencia energética del continente europeo, lo que ha promovido el debate sobre este asunto.

Prioridades que debería seguir la UE en la próxima legislatura

Sin embargo, esta agenda no es la misma en todos los países que componen la Unión. De esta forma, España es el país europeo que menos preocupación muestra por la seguridad y la defensa, con 17 puntos menos que la media, seguido de Irlanda y Austria. Son los países más cercanos geográficamente a Rusia los que impulsan esta cuestión en la agenda europea. Finlandia, por ejemplo, que recientemente ha debatido su entrada en la OTAN, esta 20 puntos más preocupada por esta cuestión que la media. De los países con mayor peso en el Parlamento, es Alemania el que impulsa este asunto con 6 puntos más que el resto de los países y Polonia, con 11 puntos más.

🪄Los gráficos son interactivos🪄

Prioridades de la UE por países (diferencia con respecto a la media europea)

Por otro lado, la acción climática es la quinta prioridad para los europeos. Los datos indican que son los países nórdicos los que impulsan esta cuestión. También España, con 8 puntos más que la media. De los países con mayor peso, Alemania está ligeramente por debajo de la media, Polonia 10 puntos menos, Francia 6 puntos por encima e Italia 4 puntos por encima. Así, serían los países escandinavos junto a España y Portugal los principales impulsores de la cuestión climática.

El siguiente mapa muestra el peso relativo que tiene cada país en el Parlamento. Considerando los datos de agenda por países y el peso de cada estado en la cámara, se intuye qué cuestiones podrían tener mayor peso en la agenda legislativa durante la próxima legislatura. Alemania podría impulsar la seguridad y la independencia energética, esta última cuestión junto a Francia. Italia, por su lado, parecería tener una agenda propia mientras que España sería uno de los países que menos importancia otorgaría a la seguridad y defensa y más al cambio climático. Finalmente, la seguridad sería un asunto relevante para los polacos.

Peso relativo de cada estado en el Parlamento Europeo (% de escaños sobre el total)

Resultados en detalle

Los resultados de las elecciones del 9J muestran una victoria clara del Partido Popular frente al Partido Socialista. La gran novedad es la aparición de ‘Se acabó la fiesta’ un partido que se ha presentado sin programa electoral, y que consigue movilizar tanto electorado como SUMAR y casi 300.000 votos más que Podemos. La fractura de la izquierda deja fuera del Parlamento Europeo a una fuerza histórica como Izquierda Unida. Todos los partidos nacionalistas consiguen representación en el Parlamento Europeo.

El Partido Popular obtiene sus mejores resultados desde 1999, cuando José María Aznar ganó las elecciones europeas por 4,4 puntos de diferencia frente al PSOE, el PP obtiene en estas elecciones 700.00 votos más que el PSOE. Por su parte, los socialistas se dejan más de 2 millones de votos con respecto a 2019, si bien ganan 1.600.000 votos con respecto a 2014, se produce, por lo tanto, una concentración de voto progresista en el partido socialista.

Vox es la tercera fuerza política y consigue movilizar 300.000 votos más que en 2019, momento en el que irrumpió en las elecciones europeas.

SUMAR, consigue 811.545 votos, 240.000 votos más que Podemos, que atrae para sí alrededor de 570.000 votos. SUMAR se convierte en la cuarta fuerza política por delante de Podemos, si bien, su resultado deja fuera de la Cámara Europea al representante de Izquierda Unida. Las dos fuerzas juntas se dejan casi 800.000 votos con respecto a 2019, cuando la participación ha sido mayor.

La entrada de Se Acabó la Fiesta con 800.000 votos, supone la gran novedad dentro del sistema de partidos español.

Las fuerzas nacionalistas de izquierdas, Ahora Repúblicas consiguen 856.500 votos, Junts 443.275, casi 600.000 votos menos que en 2019. Por su parte, las fuerzas nacionalistas del eje de centro-derecha atraen algo más de 281.000 votos, 350.000 menos que en 2019.

Por escaños, el PP es el partido que más asientos obtiene en la Eurocámara con 22 europarlamentarios, nueve más que en la última legislatura y dos más que el PSOE que tendrá 20 al perder uno. Le sigue Vox con seis representantes, dos más que en 2019. Ahora Repúblicas mantiene sus tres representantes, y tendrá el mismo número de asientos que logran Sumar y Se acabó la Fiesta en sus primeras elecciones europeas. Por último, Junts Per Catalunya mantiene un solo escaño de los tres que tenía, y la Coalición por una Europa Solidaria (CEUS) logra mantener su único eurodiputado con la candidata del PNV. Ciudadanos se queda fuera del Parlamento Europeo al perder los 8 escaños que obtuvo en 2019.

El Partido Popular Europeo gana las elecciones obteniendo mejores resultados que en 2019 y haciéndose con 191 escaños en el Parlamento Europeo. Además, la distancia que tenía con respecto a la segunda familia se amplía, ya que los socialdemócratas han obtenido en estas elecciones 135 escaños. Sin embargo, todo hace pensar que las dos familias unirán fuerzas junto con los liberales y los verdes para formar la Comisión Europea.

Otra familia que ha salido victoriosa de las elecciones ha sido la de los Conservadores y Reformistas Europeos (ECR), se quedan como tercera fuerza política en el Parlamento Europeo con 71 escaños, 9 más que la legislatura pasada. Este resultado se debe, en gran parte, al partido de la primera ministra italiana Giorgia Meloni, que ha ganado en Italia con 24 escaños. En España, es Vox el que pertenece a esta familia y ha quedado en tercera posición con 6 escaños.

Por su parte, la familia política de Identidad y Democracia ha visto mermados sus resultados, a pesar de la aplastante victoria de Le Pen, que consigue 30 escaños al Parlamento Europeo.

Asimismo, partidos conservadores o ultraconservadores que han conseguido grandes resultados electorales, como es el caso de AfD en Alemania, todavía no han decidido a qué familia europea se incorporarán, pudiendo mejorar todavía los resultados del grupo Identidad y Democracia.

En el caso de que las dos familias europeas de Conservadores y Reformistas Europeos y de Identidad y Democracia unieran sus familias en un único grupo quedarían muy cerca del grupo de los socialistas europeos.

Los liberales del grupo Renew Europe, pierden más de 25 escaños en el Parlamento Europeo y se quedan con 79 escaños. La pérdida de escaños en esta familia se entiende a través de los malos resultados de los liberales en Francia, donde han conseguido tan solo 13 escaños. Además, la desaparición de Ciudadanos en España, que tenía 6 escaños en la legislatura pasada es otra de las razones que explican los resultados de este grupo. Por último, los verdes también han visto reducidos sus resultados y se quedan con 52 escaños. Aun así, esta familia puede jugar un papel importante a la hora de formar la Comisión y dar su apoyo a la candidata.

Las principales preocupaciones de los europeos, centradas en defensa y seguridad, explicarían el crecimiento de partidos como el de los Conservadores y Reformistas Europeos con una agenda centrada en estos temas.

Participación

La participación en estas elecciones se ha situado cercana al 50%, diez puntos menos que la registrada en la última convocatoria de 2019 (60,72%), cuando las elecciones al Parlamento Europeo coincidieran con las municipales y forales, la cita que más votantes congrega en España. Exceptuando esa fecha, y pese a la reiteración de elecciones celebradas en España durante el último año (se han celebrado 5 elecciones desde el 28 de mayo de 2023), la participación de las elecciones europeas ha sido la más elevada desde 1999. En el caso de Europa, en el momento de redactar este informe no se conoce aún el dato de participación.

Composición del Parlamento Europeo

Los europarlamentarios se unen en grupos políticos en función de su afiliación política. Para constituir un grupo político son necesarios 23 miembros y en cada grupo debe estar representada al menos una cuarta parte de los Estados miembros. Los diputados y diputadas que no se inscriben dentro de ningún grupo político forman parte de los no inscritos.

En la actualidad hay 7 grupos políticos en el Parlamento Europeo.

  • Partido Popular Europeo (185 europarlamentarios). El gran partido de la derecha europeísta. Ganador de las elecciones y quien más posibilidades tiene de ubicar a su candidata, Ursula Von der Layen como presidenta de la Comisión Europea. En su seno habitan el Partido Popular (España), la CDU (Alemania), los Republicanos (Francia), el Partido Popular Austriaco (Austria) o el Partido del Centro Democrático Social (Portugal). En 2019 expulsaron a Fidesz-Unión Cívica Húngara de Viktor Orban.

 

  • Socialistas Europeos (137 europarlamentarios). Es la segunda fuerza política en estas elecciones, de ideología socialdemócrata y progresista con fuerte vocación europeísta. Fue fundado en 1992 por los partidos que formaban la Confederación de los Partidos Socialistas de la Comunidad Europea, creada en 1976. El PSE incluye partidos tan importantes como el Partido Socialista de Francia, el Partido Socialista Obrero Español, el Partido Socialista de Portugal o los Socialdemócratas de Dinamarca. Tras los resultados de estas elecciones, Pedro Sánchez se erige como el gran líder europeo de la socialdemocracia.

 

  • Renew Europe (79 europarlamentarios). Partido Liberal con fuerte vocación europeísta. Agrupa a partidos como ‘En Marcha’ de Macron, Ciudadanos en España, PNV de Euskadi o el Partido Liberal de los Países Bajos y los liberales de la República Checa. Pese a los malos resultados obtenidos tanto en Francia como en España, se mantienen como la tercera fuerza política de Europa. Su capacidad de influencia dependerá del tiempo que Macron consiga mantenerse en la Presidencia de la República Francesa por el papel que seguirá desempeñando en el Consejo Europeo.    

 

  • Partido Verde Europeo (52 europarlamentarios).Fundado en 2004, proviene de la fusión de 32 partidos ecologistas nacionales de 29 países de Europa. Obtuvo sus mejores resultados en 2019 aupados por el auge de las manifestaciones ecologistas de jóvenes empujados por el liderazgo de Greta Thunberg. Si bien, en España su referente es EQUO los verdes, está por ver si los tres parlamentarios de SUMAR deciden ubicarse en este espacio político. La bajada de los verdes en Alemania y Francia les harán perder influencia en el nuevo Parlamento Europeo y previsiblemente la agenda climática pierda ambición frente a otras políticas más vinculadas a la defensa, seguridad y competitividad.

 

  • Izquierda Europea (36 europarlamentarios).Agrupa a partidos de la izquierda anticapitalista europea, siendo estos principalmente comunistas, socialistas democráticos y de otras corrientes de izquierda. En este grupo se ubican partidos como el Partido de la Izquierda (Francia), Syriza (Grecia), Podemos, EH Bildu, ERC y BNG.

 

  • Conservadores y Reformistas Europeos – ECR – (73 europarlamentarios). Partido de ultraderecha, han pasado de ser antieuropeístas a considerar que hay que modificar los valores sobre los que se fundó la Unión Europea. Atlantistas (pro OTAN), se posicionan en favor de Ucrania y contra Rusia. Una parte importante de los partidos que lo componen han conseguido llegar a las instituciones y presidir gobiernos nacionales. En este grupo se ubican Hermanos de Italia de la primera ministra italiana Giorgia Meloni y Vox de Santiago Abascal.

 

  • Identidad y Democracia – ID – (58 europarlamentarios). Partido de ultraderecha creado tras las elecciones de 2019 cuando se anunció como partido sucesor del grupo Europa de las Naciones y las Libertades (ENF). Incluye a la Liga de Salvini (Italia), la Agrupación Nacional de Le Pen (Francia) o Partido por la Libertad (Países Bajos). Defiende de una manera mucho más clara la postura de Rusia ante Ucrania, no se definen como Atlantistas y, si lo comparamos con los partidos de ECR, tienen un discurso mucho más nacionalista y euroescéptico.

 

  • No Inscritos – NI – (46 europarlamentarios). En este grupo se ubican los parlamentarios o partidos políticos nacionales que no pertenecen a ningún grupo político europeo.

 

  • Otros (54 europarlamentarios). Nuevos diputados electos que no pertenecen a un grupo político del Parlamento saliente.

 

Los resultados obtenidos por las diferentes fuerzas políticas vislumbran un Parlamento Europeo donde la geometría variable tendrá más protagonismo que en la anterior legislatura. El crecimiento de la ultraderecha, especialmente significativo en Francia, Italia y Austria donde son primera fuerza política y en Alemania (segunda fuerza política), anticipa un escenario con un mayor peso político de la derecha radical. Esta situación dificultará el impulso de políticas ambiciosas en el ámbito climático y puede suponer un endurecimiento de las políticas migratorias. Sin embargo, la estabilidad de la mayoría Von der Layen o gran coalición compuesta por populares, socialistas y liberales (reforzada con la presencia de los verdes) prevé que se mantenga la unidad de acción en la política exterior, apoyo a Ucrania, defensa, política industrial y competitividad, digitalización o ampliación de la UE.

El Parlamento Europeo será la institución encargada de votar la próxima Comisión Europea acordada previamente por el Consejo Europeo.

Perfiles destacados

Presidencia de la Comisión Europea

El Parlamento Europeo es una de las puntas del tridente institucional europeo junto con la Comisión Europea (ejecutivo de la UE) y el Consejo Europeo (Jefes de Estado de la UE), pero no es quien suele tener la iniciativa legislativa. En este sentido, es importante entender que, cada vez más, es el Consejo Europeo quien da las orientaciones a la Comisión Europea, que a su vez es quien “echa a rodar el balón” y quien lanza las propuestas legislativas al Parlamento Europeo para sus aportaciones vía Comisión Parlamentaria.

Tras las elecciones del 9 de junio, los países de la UE nominarán a un candidato o candidata al cargo de la presidencia de la Comisión Europea (spitzenkandidat), para lo que deben tener en cuenta los resultados de las elecciones. Es el momento en el que todos los equilibrios de las fuerzas políticas, de género y de representatividad geográfica se han de poner en juego para nombrar a la persona que presidirá la Comisión durante los próximos cinco años.

Dados los resultados, es posible que los partidos de ultraderecha intenten tener un mayor protagonismo en el Colegio de Comisarios. Por su parte, los países de Europa del Este, hasta ahora infrarrepresentados intentarán tener mayor peso político y hacer valer, así, su preocupación por la seguridad y defensa.

El Consejo Europeo será el organismo encargado de proponer al presidente/a de la Comisión Europea. Esta propuesta pasará a ser votada posteriormente por el Parlamento Europeo que elegirá a la nueva presidencia de la Comisión por mayoría absoluta. Si una candidatura no obtiene suficientes votos, los países de la UE tendrán que presentar otra candidatura.

A la fecha de elaboración de este informe, los partidos representados en los siete grupos políticos del Parlamento Europeo han designado a las siguientes personas como candidatos a la presidencia de la Comisión Europea.

Informe postelectoral elecciones al Parlament de Catalunya 2024

Analizamos la evolución de la agenda social, los resultados de las elecciones, cómo ha evolucionado la participación y qué características tiene una de las abstenciones más elevadas de la historia de Cataluña; cómo es el resultado por municipios para los tres partidos que tienen que acordar la gobernabilidad y cómo es la composición del Parlament que tendrá que elegir al nuevo President de la Generalitat.

Leer artículo completo

Informe postelectoral elecciones al Parlamento Vasco 2024

Analizamos los resultados de las elecciones, cómo ha evolucionado la participación, qué características
tiene la abstención en Euskadi, cómo es el electorado de los tres partidos que han salido reforzados en
estas elecciones y como queda un Parlamento Vasco que contará con nuevos liderazgos, nuevas caras
y con personas con trayectorias consolidadas que caracterizarán la política vasca durante los próximos
años.

Leer artículo completo

ACCEDE AL CONTENIDO COMPLETO DEL INFORME CON TU CORREO ELECTRÓNICO

No enviaremos spam a tu email.

Este sitio web utiliza cookies: Más Información.